Tendencias: Orquídea Radiante, el color del 2014

El año pasado el color elegido fue el verde esmeralda, y este año Pantone ha seleccionado el color que ellos han llamado “Orquídea radiante” como el color del 2014.

Lo definen como un color que “transmite confianza y una calidez mágica, atrae la mirada y despierta la imaginación. Es un violeta expresivo que invita a la innovación, la originalidad y a expandir nuestra creatividad. Una cautivadora armonía de tonos fucsia, púrpura y rosa que emana alegría, amor y salud.”

¡A nosotras nos encanta! Entre tanto tono pastel o “empolvado”, un color así desprende energía, alegría y nos parece una elección ideal para la decoración de una boda.

El color “orquídea radiante” puede adaptarse a muchos estilos, la clave es saber combinarlo con otros colores y elegir los complementos adecuados.

Aquí os traemos algunas ideas para incorporar el “orquídea radiante” a vuestro gran día.

Tonos empolvados para una boda vintage
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7
Con estas ideas conseguirás que tu boda tenga ese toque rústico-chic
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 / 8 / 9 / 10
Añade azul marino y burdeos para una boda retro
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7 / 8 / 9 / 10

Y si lo que quieres es una boda urbana, mezcla estos colores con detalles dorados para un resultado elegante
1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7  

Si te gusta el “orquídea radiante” y quieres utilizarlo en la decoración de tu boda, encontrarás más ideas inspiradoras en nuestro Pinterest.

El ramo de Bibiana: un ramo de novia campestre y elegante

Bibiana se casaba en una finca en el campo y quería un ramo de novia campestre pero también elegante. Nos envió varias fotos de ramos que le gustaban y en base a ellas definimos cómo sería su ramo ideal.

Los colores estaban claros: blanco y amarillo, con detalles verdes. Y también la forma del ramo, sería redondo pero “desenfadado“, como si las flores estuvieran recién cogidas.

Con toda esa información, buscamos cuáles eran las flores disponibles en la fecha de la boda de Bibiana que mejor se adaptaban a su ramo de novia, así como a su presupuesto.

El resultado: un ramo fresco, ligero y con un aspecto muy delicado, tal y como Bibiana había imaginado.

Lavanda y cristal para tu boda

En un entorno mágico, rodeados de bosque y de sol invernal, preparamos esta sesión de fotos para ayudaros a encontrar inspiración,si tenéis vuestra boda en mente.
Una atmósfera brillante y delicada, con destellos y transparencias conseguidos gracias al cristal y a una original tarta de boda compuesta por esferas de bizcocho y fondant glaseado.

La delicadeza también se puede transmitir con los colores, y el lavanda es ideal para ello. Un ramo de novia cuajado de rosas, acompañadas por claveles antiguos, brunias y senecio, para un look romántico y natural. ¿Y cómo hacer para que quede todavía más bonito? Cuidando los detalles, utilizando para la empuñadura del ramo de novia cintas de encaje y terciopelo, siempre en colores coordinados a los de las flores. Un toque que le da al ramo un aspecto aún más romántico y con un punto vintage.

¿Os ha gustado está sesión de inspiración? A nosotras nos ha encantado el resultado.
Muchas gracias a los profesionales que compartieron con nosotras esta sesión fotográfica. Fue todo un placer y además lo pasamos genial juntos.
Créditos:
Fotografía: Diego Blade
Ambientación: Mirameh
Flores: Arbolande
Repostería: Canela en Casa 
Vestido de novia: Jorge de la Rosa

El ramo de novia de Caperucita Roja

Érase una vez una chica llamada Caperucita Roja.
Vivía en una ciudad, pero siempre que podía iba a un bosque cercano a pasear y a disfrutar de las flores silvestres.
Un día por casualidad conoció allí a un chico llamado Lobo, un tío superguapo y encima encantador. Desde entonces no hacen otra cosa que comerse a besos ¡están hechos el uno para el otro!

Imagen de Martinak

Y como han decidido casarse, hemos hecho este ramo de  novia para Caperucita, silvestre y con flores de invierno.

Con flor de cera y bayas de hipérico que recuerdan a los frutos del bosque, delicadas anémonas y rosas de pitiminí. Y no podían faltar: pasionales rosas rojas.

Un ramo de novia de cuento.

El ramo de Alida: un ramo de novia etéreo

Alida buscaba un ramo de novia muy especial. Su vestido de novia era diferente, no era de color blanco y estaba todo bordado de lentejuelas. Nos envió una foto del estilo de ramo que quería y nosotras nos pusimos manos a la obra.

Diseñamos para ella este ramo de novia romántico, muy etéreo y de colores muy suaves. Un ramo pequeño con flores en colores pastel y detalles en gris, tal y como Alida nos pidió. Llevaba rosas de jardín, anastasias, astilbe, cineraria y brunia.

Quedamos encantadas con el resultado, ¡y Alida también!:
“Os escribo para daros las gracias por el ramo, era una preciosidad, exactamente lo que quería. A todo el mundo le encantó. No quería olvidarme de escribiros porque realmente quedé encantada. Un saludo.”

Alida, ¡muchas gracias por tus palabras y por confiar en nosotras!