El ramo de Aída: un ramo de novia vintage

Hoy os enseñamos una de las novias Arbolande más originales del 2014, Aída, que eligió para ese día una estética retro, estilo años 50. Con estas premisas su ramo de novia no podía ser convencional, sino atrevido, único, vibrante, igual que Aída.

Llevaba rosas, calas, astrantia, cardos y limonium, en color blanco y granate, a juego con su lápiz de labios. Para la empuñadura, los tallos iban cerrados con un pañuelo de ganchillo artesanal de Aída que guardaba muchos sentimientos para ella.

La boda de Aída y Abner fue de lo más emotiva, no nos cansamos de ver las maravillosas fotos de Jairo Crena, que fue capaz de plasmar lo invisible. Nos encantan las primeras fotos en el Parque de El Capricho, ¡no pudieron elegir un lugar mejor!

Un ramo de novia campestre: el ramo de Clara

Poco a poco vamos recibiendo fotos de las novias Arbolande de este año.
¡Qué ganas teníamos de enseñaros fotos de esta boda! Somos muy afortunadas porque, además de trabajar en algo que nos apasiona, tenemos la suerte de tener unas novias encantadoras.

Clara es una de ellas, una chica dulce, guapa y simpaquitísima. Tenía una idea totalmente clara (para hacer honor a su nombre ;)) de cómo quería que fuera su imagen de novia y eso nos ayudó mucho a asesorarla.

Se casó en Caleruega (Burgos), en el Convento de Santo Domingo, un lugar con un gran vínculo para ella.

Llevó un maravilloso vestido de Laura Monge que le sentaba como un guante, con aplicaciones en los hombros y la cintura. Como el vestido de novia de Clara tenía encajes en color dorado antiguo, los tonos tostados le iban genial al conjunto. Como complemento a su vestido, diseñamos un tocado con flores preservadas para llevar sobre el velo, de hortensias color teja y blancas, y con toques dorados y lavandas.

Clara quería un ramo de novia diferente, asilvestrado, romántico, y de marcado estilo campestre. Por eso, usamos varios tipos de espigas, lavandas, lino, limonium, craspedias… que nos traen recuerdos de paseos por el campo en días de sol. Y el puntito de frescura lo dieron los lisianthus, unos preciosos claveles mini y el eucalipto.

Hasta el último detalle es importante: un ramo así queda ideal con un sencillo atado de arpillera y cuerda.

Mil gracias por compartir con nosotras toda las emociones de ese día a través de las maravillosas fotografías de César Jacob. ¡¡Estáis guapísimos!!

 

Flores para una novia muy romántica

Estamos muy contentas del resultado de la editorial “Romantic Bride”, publicada en el magazine digital Tendencias de Bodas, en la que colaboramos.
Inspirándonos en un título como ese, quisimos que nuestros ramos de novia y flores fueran muy románticos, pero también que tuvieran un toque silvestre y desestructurado, con gran riqueza de texturas, una tendencia que viene pegando fuerte desde los países anglosajones.
¿Y qué decir de las coronas de flores? Para las novias románticas que sueñan con llevar el pelo lleno de flores.

 

 

Podéis ver el reportaje completo en el número 7 de Tendencias de Bodas.
Fotografía: Sara Frost
 Estilismo: José Zambrano
 Modelos: Yana, Alba Lagarto
Maquillaje y Peluquería: Sara Lee, Sarah Miller
Tocado vintage: Bibiana La Lía
Tocado metálico: Lia Terni 
Ramos de novia y coronas de flores: Arbolande

El ramo de novia de Esther

Hace mucho que no enseñamos los ramos de nuestras novias, así que hoy empezamos con el de Esther, que se casó a finales del mes de marzo.
Esther no iba a llevar un vestido de novia tradicional, así que buscaba también un ramo más personal y con un punto de sofisticación. En cuanto le enseñamos las rosas de pitiminí “Splash Sensation”, se enamoró de ellas, ¡y no nos extraña! Con ese tono rosa viejo es una de las favoritas de las novias.

Como su vestido era de una tela con matices dorados, le sugerimos incluir en su ramo de novia, brunia y eucalipto también en ese tono para conseguir darle el toque diferente que ella buscaba. ¡Además este año los detalles metálicos son tendencia!

Para cubrir la empuñadura, utilizamos parte del encaje rústico que llevaba su vestido. Siempre preguntamos a las novias si pueden conseguir algún retal de la tela de su vestido con el que poder cubrir los tallos de las flores. Es un detalle que nos gusta mucho para terminar de vestir el ramo.

Y como no podían faltar, los prendidos para el novio y el padrino a juego con el ramo. Rosas de pitiminí blancas, que nunca fallan, y brunia dorada para un resultado elegante.

Decora tu casa con lilas

Es temporada de lilas, el momento ideal para disfrutar de estas flores y su delicado aroma.

Hemos combinado las lilas con claveles, crisantemos, tulipanes, lupinos silvestres y taray para hacer un centro muy primaveral, colorido, alegre y ¡con un olor fantástico!
Ideal para decorar cualquier rincón de tu casa o la oficina.